Ataques con ácido: ¿Dónde surgió esta atroz expresión de violencia contra las mujeres? - Zócalo
Ataques con ácido: ¿Dónde surgió esta atroz expresión de violencia contra las mujeres?

. Ataques con ácido: ¿Dónde surgió esta atroz expresión de violencia contra las mujeres? | Foto: Agencias

Ataques con ácido: ¿Dónde surgió esta atroz expresión de violencia contra las mujeres?

Grupo Zócalo
Zócalo | Monclova

hace 2 weeks

< Regresar

Ciudad de México.– Fue hace casi diez cuando una escalofriante noticia dio la vuelta al mundo; el ataque con ácido contra dos turistas británicas que se encontraban de vacaciones en la isla de Zanzíbar, Tanzania, ubicada en el este de África. Este lamentable hecho, ocurrido en 2013, dio muestra que este tipo de agresiones contra la mujer no es exclusivo de un país o se limita a una región en particular.

Para el mundo quedó claro que estos terribles actos de violencia, y ahora cada vez más cotidianas, afectan a personas, independientemente de su nacionalidad, cultura o religión, pero en particular son ataques que van dirigidos mayormente hacia las mujeres.

La persona, o las personas, responsable de este tipo de ataques tiene un objetivo en concreto que es, además de provocar un gran daño físico y emocional a la víctima, dejar una marca de por vida en quien sufre la agresión; una cicatriz que por siempre sellará su cuerpo, ya que la quemadura con ácido “marca para toda la vida”, habría declarado a la BBC, hace una década, una víctima de agresión, originaria de Colombia.

Se busca dañar a la persona de por vida

De acuerdo con Viviana Hernández, víctima de una agresión con ácido en Colombia, el atacante no tiene entre sus objetivos matar a la persona, sino dañarla de por vida. Además que este delito está marcado por el género, ya que de acuerdo con los informes que se dieron a conocer en aquel entonces, en el 80% de este tipo de ataques las víctimas son mujeres y niñas, de este total al menos el 30% son menores de 18 años.

Además de los casos de Kirstie Trup y Katie Gee, las dos turistas británicas atacadas en Zanzíbar, en enero de 2013 se dio a conocer el ataque con ácido cometido contra el director artístico del Ballet Bolshoi de Rusia, Sergei Filin, quien después de 18 operaciones, continuaba prácticamente ciego.

La modelo inglesa Katie Piper también sufrió un ataque similar en 2008, el cual fue orquestado por su novio. A partir de entonces se tuvo que someter a casi 100 operaciones y se convirtió en una activista que busca crear conciencia sobre el sufrimiento de las víctimas que sufren ataques con ácido alrededor del mundo.

Más de mil 500 ataques con ácido al año en el mundo

Según la Fundación Internacional de Sobrevivientes del Ácido (ASTI, por sus siglas en inglés: Acid Survivors Trust International), cada año en el mundo se registran al menos mil 500 casos de ataques de este tipo, aunque son cifras superficiales ya que gran parte de estos delitos no se denuncian en muchos países, por miedo a las represalias.

Ante una falta de cifras y estadísticas confiables es difícil determinar si este tipo de ataques, que no tienen que ver con la cultura ni la religión, se han incrementado con los años. Lo que si queda claro es que se trata de un tipo extremo de violencia que suelen ser “desproporcionalmente comunes” en países de Asia, tales como Afganistán, Bangladesh y Pakistán, y cuya incidencia se ha acrecentado en otros países de occidente como México.

Al ser el ácido una sustancia química ampliamente usada, para los atacantes les resulta sencillo conseguirla, y los daños que ocasionan son permanentes, ya que pueden pasar años antes de que las víctimas se recuperen, y en muchos casos requerirán docenas de intervenciones quirúrgicas.

¿En dónde surgen los ataques con ácido?

Al acto de atacar a una mujer con ácido es conocido como “vitriolo” y el primer registro que se tiene de un hecho semejante fue en el año1879 en Francia. A partir de entonces, la frecuencia de este tipo de ataques se comenzó a incrementar, principalmente ligado con una especie de venganza, ya que se hace con el objetivo de dañar a una mujer y dejarle secuelas de por vida.

Generalmente a los ataques con ácido se les asocia con situaciones en las que el agresor siente celos o alguna decepción amorosa, por lo que descarga ese odio contra su víctima con un claro objetivo de dañarla no solo físicamente, ya que creen que de este modo no tendrán la posibilidad de retomar su vida amorosa, sino emocional y psicológicamente.

Estas agresiones son consideradas crímenes de género debido a que sus principales víctimas son mujeres. Los ataques de este tipo, los cuales producen severas quemaduras, se comenzaron a incrementar en Medio Oriente y en Estados Unidos, regiones en donde se utilizan sustancias de fácil acceso como el cloro, el cual es utilizado para la limpieza del hogar.

Los ataques con ácido en México se han incrementado

Si bien los casos de violencia cometidos contra la mujer en nuestro país tuvieron un ligero retroceso en 2021 con respecto al año anterior, los ataques con ácido, gasolina o algún solvente corrosivo se han incrementado; tan solo en el primer semestre del 2022, al menos 47 mujeres fueron atacadas de manera intencional. Por lo que, en promedio, la Secretaría de Salud federal registró entre uno y dos ataques de este tipo cada semana, en sus clínicas a lo largo del país. En 29 casos, la paciente manifestó que hubo violencia familiar y en 18 no hubo un parentesco con el agresor.

Esta cifra de ataques tendría que alertar a las autoridades mexicanas para comenzar a implementar legislaciones más severas contra quienes cometen este delito, así como un plan de apoyo de emergencia hacia quienes los han sufrido. La Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha catalogado estas agresiones como “una forma devastadora de violencia de género”.

Mientras que la Fundación Carmen Sánchez, una ONG creada en el año 2021 por la misma Carmen Sánchez, quien es sobreviviente a un ataque con ácido en 2014 por parte de su expareja, reveló que desde 1998 se tienen registrados al menos 33 ataques con ácido en México. Agresiones que generan dolor agudo, desfiguración permanente, infecciones posteriores, ceguera, afecciones en las capas de la piel, además de traumas psicológicos.

Hasta ahora, en México sólo siete estados han tipificado estos actos de violencia como delitos con penas de tres a 15 años de cárcel: Aguascalientes, Baja California Sur, Ciudad de México, Estado de México, Hidalgo, Oaxaca y San Luis Potosí. A nivel federal el Senado de la República aprobó reformar el Artículo 6 de Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, con el objetivo de tipificar los ataques con sustancias cáusticas, irritantes, tóxicas o inflamables o cualquier otra, que pueda provocar lesiones como violencia física de género.

Con información de El Heraldo de México.

Noticias Relacionadas

Claman ayuda internacional; se desesperan familias de mineros

Grupo Zócalo
Zócalo | Monclova

hace 6 horas

Detienen a 164 personas con arsenal tras operativo en Michoacán

Grupo Zócalo
Zócalo | Monclova

hace 6 horas

Que nos dejen bajar, bajo nuestro riesgo, proponen familiares de mineros ante desesperación

Grupo Zócalo
Zócalo | Monclova

hace 6 horas

México suma 9 mil 914 nuevos casos de covid y 56 muertes en 24 horas

Grupo Zócalo
Zócalo | Monclova

hace 6 horas

En Instagram

En TikTok

En YouTube

En Facebook

Hola ! esta aplicación te va a solicitar otorgar acceso a datos generales con el fin de generar una experiencia gratuita.

Entendido !
Monclova.com

FREE
VIEW